19 may. 2011

Maldito karma

Si a usted no le importa desternillarse de la risa en público, bien sea estando en el transporte público, terrestre o subterráneo; en la sala de espera que lo llevará a la abominable turbina de su odontólogo; haciendo cola en el banco o esperando a que llegue el avión al hangar de la paciencia, este es el libro perfecto, porque desde la primera página -literalmente-, desde la primera página usted reirá y reirá.

Kim Lange, una afamada presentadora de la televisión germana, es la que nos lleva por momentos hilarantes, que más allá del divertimento, ofrece también instantes de reflexión de su vida como humana. Ésta muere de una manera absurda, mejor aún, poco común, cuando un lavamanos desprendido de una estación rusa llega desde el espacio para aplastarla y acabar con su existencia.

Como cualquier diva televisiva que se precie, el ego de Kim pasa por encima de todo y de todos, y esa actitud y arrogancia, le hizo acumular en vida un karma negativo o como reza el propio texto, un “mal karma”. Así que después de su muerte, comienza la verdadera aventura de la protagonista de Maldito karma. Reencarna así, por aquello de los objetivos no cumplidos en su vida anterior, como una insignificante hormiga, pero con los recuerdos y el pensamiento de su antecesor humano.

David Safier logra meternos en la multitudinaria colonia de hormigas, en donde Kim, deberá acumular buen karma para evolucionar hacia seres vivos superiores. La estupenda portada del libro da apenas una muestra de todas las reencarnaciones que sufrió Kim para lograr nuevamente reencontrarse con su familia, a ver si logra saldar sus penas por no haber sido buena madre y mala esposa.

La creatividad del autor se explaya al poder ficcionalizar el pensamiento de una hormiga, de un conejillo de indias, de un gato, de un perro y otros tantos animales. Por ello y para suerte de Kim, se consigue con el seductor Casanova reencarnado también en forma animal, entablando con éste, una dupla divertidísima que se transforma en aventura y en un proceso infatigable hacia la búsqueda de la verdad de la vida que los lleva de manera insólita hacia Venecia. Kim duda, sufre, se atormenta, a la par que no deja de pensar en Alex, que siendo el buen esposo que fue mientras ella estuvo viva y un excelente hombre en todos los sentidos, un par de años después consigue un nuevo amor, siendo esta situación la que reaviva sus celos y la motiva a buscar la manera de reencarnar en humana para poder estar con él nuevamente.

Con un lenguaje absolutamente desenfado y directo, Maldito karma es una novela que entretiene por la manera y las ocurrencias plasmadas por el autor, partiendo del humor sencillo, y otras veces, un tanto más sofisticado, para lograr engancharnos de principio a fin. Kim tiene una difícil y larga tarea para dejar de ser insecto, más aún cuando su único e incipiente rol de madre, lo inauguró así: “Un minuto en el dentista ya es largo. Un minuto de música y bailes tradicionales en televisión es todavía más largo. Pero el minuto que un puto test de embarazo necesita para decidir si marcará una segunda línea o no es la prueba de paciencia más dura del mundo”.

Maldito karma es como ver en vivo y en directo un stand up-comedy pero de los buenos. Un libro divertido y aleccionador.

4 comentarios:

Icíar dijo...

Tu reseña como siempre impecable.
Si no fuera porque lo intenté iría corriendo a conseguir un ejemplar.
Pero no lo pude soportar, quizá fuera porque a mí todo ese tema de las reencarnaciones y todo ese uso del budismo, me pareció muy trillado en plan broma.
Pero lo cierto es que soy de las poquitas que no se rió. Así que nadie me haga caso, porque la pantera rosa, para esto no tiene mucho sentido del humor.
Un abrazo, que hace tiempo que tenía ganas de pasarme por aquí.

LuisBond dijo...

Me encantó tu reseña y ahora me dejaste picado, sólo espero que se consiga por las librerías del país. Por cierto, te escribo para saludarte e invitarte a una nueva presentación de "Fiesta de la ficción", en la semana de la lectura en Chacao, los datos están en el último post de mi blog. ¡un abrazo y suerte con Proust! jeje

LuisBond dijo...

Me encantó tu reseña y ahora me dejaste picado, sólo espero que se consiga por las librerías del país. Por cierto, te escribo para saludarte e invitarte a una nueva presentación de "Fiesta de la ficción", en la semana de la lectura en Chacao, los datos están en el último post de mi blog. ¡un abrazo y suerte con Proust! jeje

LuisBond dijo...

Me encantó tu reseña y ahora me dejaste picado, sólo espero que se consiga por las librerías del país. Por cierto, te escribo para saludarte e invitarte a una nueva presentación de "Fiesta de la ficción", en la semana de la lectura en Chacao, los datos están en el último post de mi blog. ¡un abrazo y suerte con Proust! jeje