10 oct. 2008

Pajarito en mi ventana

Amanece con rabia


cada trinar a la distancia

es un raudo insulto de cien días

alba incontenible de marea seca

que lleva en su seno

pétalos de luna muerta


giramos sobre el universo y siempre amanecemos


somos la carnosa lengua del sol

que lame con su luz los restos de la noche


atraviesa segundos

minutos

horas


con su ardiente mirada todas las almas se levantan

algunas con miedo

otras con ganas


el festín de siempre


vamos libando el asfalto dulce

y la promesa tierna que nos da la calle


ella extiende sus manos de cristal

ofrece el mejor de sus vinos

extraído de sus uvas cementosas


amanece y no queda ni tu rostro en el recuerdo

ni el intento de tu existencia

sobre las pupilas de este día.

10 comentarios:

Azul... dijo...

¿Cómo se escribe la honomatopeya de un suspiro???

Pues eso... y muchos :)

Un besotote

manolito dijo...

amanece q no es poco..
un abrazo.

UMA dijo...

J.L, alucino con esa belleza de fotografìa!
Adentrarme en tu espacio es una bella experiencia, me han encantado tus palabras y es un placer este hallazgo.
Belleza en estado puro.
Mi abrazo

A do outro lado da xanela dijo...

Gran imagen, a juego con el texto.

Y no me refiero sólo por el color de la fuente.

Un saludo!

mharía vázquez benarroch dijo...

una sola palabra para este poema...extraordinario. de rabia y de soledad, pero, fabuloso.
un beso.
mh

Pupila dijo...

Un verso mejor que el otro. Amaneciendo somos otros que los de anoche.
Saludos!

Roberto Esmoris Lara dijo...

Son amaneceres cementosos
sin árboles
o con árboles de asfalto
Y nada se recuerda en las mañanas
salvo al pájaro que repite las auroras
sin esperanza.

es una hermosa y profunda pooesía, Mr. Jason, usted es de cuidado

abrazo
REL

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Este poema me recuerda los pájaros madrugadores que pican mi ventana en las mañanas bellas buscando comida. En los arboles del frente cantan desde las cinco de la madrugada y al pasar las horas se hacen un coro de cantos de diferentes especies.

Como me encanta cuando las alegorías dan sentimientos y características humanas a las cosas bellas que han sido creadas. Pétalos de luna muerta me evocan dos sensaciones, la belleza de los pétalos, y la muerte de la luna eterna, algo muy sobrio y sensible.

El sol adorado desde la antigüedad, y esa carnosa lengua del sol, leguas de altas tormentas solares que se levantan gigantescas que hasta la lejanía de la bella esfera azul conocida como tierra se ve afectada por la lengua del astro rey.

Y como se lame la luz los restos de la noche, actitud humana de la maravillosa luz, esa que viaja en circulo a través del universo.

El miedo presente y tan de moda en esta gran aldea global. Que nos puede ofrecer la calle una promesa dulce, me gustaría que mi paladar pudiera saborearla ya que a veces la calle puede ser muy amarga para los que la conocen íntimamente.

Luz, pájaros madrugadores, calles dulces, pétalos frágiles, lenguas de fuego, y al caer el día ojala siempre nos quede algún recuerdo que no dependa del tiempo sino de nuestra propia decisión y que las pupilas del día puedan ver más allá de lo evidente.
Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Deje un comentario pero veo que no se público, que lastima.
Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Si te tengo en mis blog preferidos, lo que no se es que el sistema te tiene marcado con una x y no me actualiza tu blog, te he borrado y vuelto a agregar pero aun así sigue el problema, en una ocasión creo que te lo explique, voy a intentarlo de nuevo a ver si el sistema te desbloquea, que la verdad me domina la tecnología no sé porque el sistema ese me hace eso con varios blogs, ya que no solo contigo me pasa.

Si tu sabes que es me explicas o alguno de tus estimados lectores.
Saludos